Attribute Type Value
text string 'Comunicación'
url string '/content/view/full/246'
url_alias string 'Comunicacion'
node_id string 246

Pautas para organizar una montería o batida segura

Pautas para organizar una montería o batida segura

Hablar de caza implica intrínsecamente hablar de una actividad de riesgo, en donde todos aquellos que participan están sujetos tanto a sus actos, como también lo están a los actos de los demás cazadores que actúan en la misma.

En modalidades de caza colectiva de caza mayor, que se precisa de una estructura, así como de una organización, ya que participan muchas personas y de distintas formas, como pueden ser arrieros, postores, rehaleros, etc. planificar una montería o una batida implica una importante coordinación que no se limita exclusivamente al acto de la batida en sí, sino que exige una serie de preparativos que no pueden ser saltados.

Celebrar una montería o batida, constituida por varias armadas y con un número grande de participantes, no es una tarea fácil, sino que lleva el trabajo de muchas personas.

Preparativos de una montería, batida o gancho:

-        Además de los permisos y autorizaciones administrativas para su celebración, se exigen una serie de preparativos que se van gestionando conforme se acerca la fecha.

 

-        Es importante avisar a los propietarios de terrenos colindantes al lugar de celebración de la batida, así como a propietarios de ganados que habitualmente pastan en la zona de la fecha de la batida. Tampoco podemos omitir comunicar a las fuerzas de seguridad que tengan competencia sobre esta materia en cada Comunidad la celebración de la batida.

 

-        Los lugares en donde se celebren batidas deben estar perfectamente señalizados con carteles específicos, tanto en el exterior del coto, como en los accesos interiores a las manchas donde se sitúen los cazadores.

 

-        El responsable de la batida deberá, con carácter previo a la celebración de esta, explicar todas aquellas normas de seguridad en prevención de accidentes, normas que vienen recogidas en las Leyes de Caza y en sus Reglamentos.

 

-        Es aconsejable que el organizador de la batida exija a los cazadores la acreditación de estar en posesión del seguro obligatorio, de la licencia de caza, y del permiso de armas (en caso de no ser propiedad del cazador el arma que porta deberá llevar la autorización de su propietario).

 

-        Una vez efectuado el sorteo de reparto de puestos, y explicadas las normas de seguridad, verificados permisos, seguros, etc… comprobados que los cazadores cumplen con las obligaciones administrativas (uso de prendas reflectantes, emisoras, etc.) informando de la prohibición del uso de munición no permitida (postas), los cazadores se situarán en los puestos asignados, que deberán guardar entre sí la distancia legal exigida, y no situándolos en lugares que sean zonas de tiro de otros puestos, ni en zonas prohibidas cercanas a vías de acceso, ni en zonas vedadas. Se trata de que cumpliendo con todas estas normas de seguridad se eviten accidentes, y para ello, el postor situará a cada cazador en su puesto debiendo indicarle la dirección a donde debe disparar y la prohibición de salirse del puesto.

 

Los riesgos que se producen habitualmente en una batida básicamente son los inherentes al incumplimiento de las normas de seguridad, bien sean por incumplimiento de la normativa reguladora de la colocación de los puestos, o bien por el incumplimiento por los cazadores de la normativa en cuestiones de seguridad.

 

Caza seguro, caza con Mutuasport.

Seguros de Caza

Nuestros Seguros

Enviar comentario

proteccion datos 2018

Si necesita más información sobre nuestra política de privacidad, consulte el siguiente enlace: Política de privacidad